viernes, 24 de agosto de 2012

Muere la lluvia

Muere la lluvia en cada lágrima
muere en ocasos de tardes grises
en baldosas flojas
de escupideras sangrías y tibias

Muere en abortos de soles tapices
Muere la lluvia
invitando a las lombrices
a festejar de revuelcos barriales

Muere la lluvia en las cicatrices
espesas y ruines
sin gazas ni curitas
en marcas febríles

Muere la lluvia
se acaba
en cada nube
se deja ir
de cuestiones y matices

Muere la lluvia
en ojos grises
espejos infantiles
y recreos de abriles

Muere la lluvia en un niño
en la calle
bajo cartón y ahogo
bajo hambre y mugre

Muere la lluvia en mis manos
que se escurren mudas
hambrientas, inoportunas

Muere la lluvia
y me dejo morir con ella
en gotas
rocíos
fríos
y esperas.


4 comentarios:

  1. Me encanto! Sobre todo:
    "Muere la lluvia
    y me dejo morir con ella
    en gotas
    rocíos
    fríos
    y esperas.!

    ResponderEliminar
  2. Muy expresivo tu poema, mueve a nostalgia.

    ResponderEliminar